email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

CANNES 2022 Cannes Première

Crítica: Nos frangins

por 

- CANNES 2022: Rachid Bouchareb revisita combinando documental y ficción la muerte mediatizada en 1986 de Malik Oussekine y la menos conocida de Abdel Benyaha, unidas por la violencia policial

Crítica: Nos frangins
Adam Amara en Nos frangins

“Y luego este profundo dolor en tu piel, como tantas heridas e impactos de arma blanca, cicatrices profundas para Malik y Abdel, para nuestros amigos que caen (…) Guárdales tu amor, cuídate del odio”. La canción Petite, de Renaud, que acompaña el genérico final de Nos frangins, la nueva película de Rachid Bouchareb, presentada en el programa Cannes Première del 75º Festival de Cannes, transmite en el mejor de los casos el contenido de una obra a la vez instructiva y conmovedora, fruto de un trabajo cinematográfico de memoria y fraternidad, respetuoso y comprometido.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Un acontecimiento que marcó trágicamente la historia reciente (y también la actual) de Francia: la muerte, como resultado de la violencia policial en el centro de París, del joven Malik Oussekine durante la noche del 5 al 6 de diciembre de 1986, al margen de las grandes manifestaciones estudiantiles contra un proyecto de ley de reforma de la universidad. El cineasta revisita el caso, mezclando múltiples archivos televisivos y radiales de la época (que reflejan la dimensión nacional del caso) con un argumento de ficción sencillo y conmovedor sobre los familiares del muerto y el policía que inicia la investigación interna de la Inspection Générale des Services (IGS).

Rachid Bouchareb añade a este retorno metódico (sábado 6 de diciembre, domingo 7 y miércoles 10) a los intentos de asfixia en las circunstancias del deceso de Malik Oussekine, una dimensión de espejo igual de emocionante y conmovedora sobre otro joven anónimo, Abdel Benyaha, asesinado en Pantin, en los suburbios del interior de París, la misma noche que Malik, por un oficial de policía ebrio que no estaba de servicio, mientras intentaba interponerse para separar a los protagonistas de una pelea en un bar.

Un hombre une estas dos historias, el inspector de la IGS Daniel Mattei (Raphaël Personnaz), un funcionario obediente (cada vez más incómodo) a las órdenes de su jerarquía que intimida y esconde durante 48 horas a la familia de Abdel (el padre mecánico interpretado por Samir Guesmi y el hermano, interpretado por Lais Salameh) la noticia del deceso, asegurando que está herido en el hospital y que no puede recibir visitas. Pues ante todo se trata de “gestionar” el caso Malik Oussekine (Adam Amara), golpeado hasta la muerte por una brigada motorizada de policías en pleno Barrio Latino (cuando regresaba de un concierto de jazz) y en un contexto general encendido por los graves enfrentamientos entre manifestantes y fuerzas del orden. El caso Malik Oussekine, que se filtra rápidamente en los medios de comunicación (desinformados al principio, pero después más pertinentes en su contrainvestigación condenatoria, algo que obliga a las máximas autoridades del país a hacer pública su postura), se convierte de inmediato en un símbolo nacional. Pero para su hermano y su hermana (Reda Kateb y Lyna Khoudri) es una espiral de angustia, de dolor, de incomprensión, de cólera y de deseo de justicia… Y en la morgue, los cadáveres de Malik (que, en un deseo de integración, había iniciado en secreto el procedimiento para convertirse al catolicismo y hacerse sacerdote) y de Abdel esperan a sus familias y sus féretros… Nos frangins es una película tensa, incisiva, muy bien documentada, que expresa con intensidad y sencillez el impacto emocional, y mezcla con una eficacia extraordinaria el documental y la ficción (mención especial para el montaje de Guerric Catala y la música de Amine Bouhafa), dejando una fuerte huella fílmica de memoria individual y colectiva sobre un acontecimiento social doblemente emblemático que debe transmitirse a las generaciones más jóvenes.

Nos frangins ha sido producida por 3B Productions, y coproducida por France 2 Cinéma, Le Pacte y Wild Bunch, que también gestiona las ventas internacionales.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del francés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Privacy Policy