email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

BERLINALE 2020 Panorama

Crítica: Wildland

por 

- BERLINALE 2020: En su primer largometraje, la danesa Jeanette Nordahl eleva la tensión al máximo de la mano de una asombrosa Sidse Babett Knudsen

Crítica: Wildland
Sandra Guldberg Kampp en Wildland

El primer largometraje de Jeanette Nordahl, que ha tenido su estreno mundial en la sección Panorama de la 70ª edición de la Berlinale, es una propuesta realmente interesante. A pesar de presentarse como una historia aparentemente compacta, cuya trama podría resumirse en apenas un par de líneas, en Wildland [+lee también:
tráiler
entrevista: Jeanette Nordahl
ficha del filme
]
no se trata de lo que vemos, sino de lo que sentimos: una creciente inquietud que provoca que cada palabra y cada gesto parezcan totalmente sospechosos. Algo va mal, eso está claro, pero tratar de explicarlo no es tarea fácil, tal y como descubre la joven protagonista, Ida (Sandra Guldberg Kampp), cuando habla con un trabajador de los servicios sociales. Por desgracia, se trata de la única persona que puede salvarla, no de un peligro externo, sino de algunos miembros de su propia familia con los que la joven acaba viviendo después de que su madre sufra un trágico accidente.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Aunque en un primer momento parecen agradables y honestos, esta parte de la familia pronto comienza a mostrar su verdadera naturaleza, sin mencionar su participación en algunas actividades un tanto sombrías, liderados por la tía Bodil (una impresionante Sidse Babett Knudsen, que parece canalizar la crueldad de Kristin Scott Thomas en Sólo Dios Perdona [+lee también:
crítica
tráiler
making of
entrevista: Nicolas Winding Refn
ficha del filme
]
). Guiándose por su propia concepción de lo que está bien y lo que está mal, Bodil es el tipo de matriarca que vive según sus propias reglas, mientras que los primos de Ida, que se pasan el día jugando a videojuegos y llevando a cabo estas actividades criminales, no se atreven a cuestionar su juicio. Están tan acostumbrados a seguir sus órdenes que lo han asumido como un estilo de vida.

A pesar de los trazos shakespearianos de la cinta, y a diferencia de otros realizadores, Nordahl no encuentra nada romántico en una vida criminal. Tal vez porque los personajes que retrata son delincuentes de poca monta, demasiado inquietos para quedarse en una habitación oscura todo el día, acariciando a un gato como Vito Corleone. La película también muestra cierto "atraso en el desarrollo" de los jóvenes, que viven tan dominados por Bodil que parecen haber renunciado por completo a la idea de crecer. Esto es algo de lo que Ida, a pesar de su corta edad, parece ser perfectamente consciente, especialmente después de que la lleven de fiesta y le hagan propuestas indecentes. Mientras tanto, la desatendida novia de uno de los hermanos (Carla Philip Røder) parece totalmente ajena a la dinámica retorcida de la familia.

A pesar de que Guldberg Kampp ofrece un trabajo más que solvente en el papel de Ida, aparentando ser todavía más joven con sus camisetas holgadas, esta apenas se limita a observar su nueva vida con una expresión inmutable. Una protagonista con más carisma, o al menos más expresiva a nivel emocional, podría haber conseguido que la película resultase más atractiva. Sin embargo, en su estado de apatía constante, la joven no es rival para Knudsen. Aunque, a decir verdad, nadie puede competir con ella. "Para algunas personas, las cosas terminan mal antes de empezar"; con declaraciones como esta, Wildland se acerca por momentos al melodrama televisivo. No obstante, a pesar de sus imperfecciones, la película presenta una atmósfera densa y oscura que se apodera de toda la cinta, y que no se ve empañada por los ridículos tatuajes al estilo "carpe diem”. La pregunta no es si alguien acabará sucumbiendo a la presión, sino cuándo.

Wildland es una producción de Eva Jakobsen, Katrin Pors y Mikkel Jersin para la danesa Snowglobe ApS. Scanbox Entertainment Denmark se encarga de la distribución en Dinamarca, mientras que BAC Films International se ocupa de las ventas internacionales.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.