email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

BLACK NIGHTS 2019 Competición

Crítica: In the Strange Pursuit of Laura Durand

por 

- En la segunda película de Dimitris Bavellas, dos hombres se embarcan en un viaje a través del país al creer que han sido "convocados" por su ídolo, una estrella porno de los 90

Crítica: In the Strange Pursuit of Laura Durand
Makis Papadimitriou y Michalis Sarantis en In the Strange Pursuit of Laura Durand

In the Strange Pursuit of Laura Durand [+lee también:
tráiler
entrevista: Dimitris Bavellas
ficha del filme
]
, del griego Dimitris Bavellas, comienza con la siguiente cita: “Para aquellos que huyen del sentido común y la mentalidad estrecha en tres dimensiones, la verdad no tiene importancia". Desde el primer momento resulta evidente que la cinta, presentada en la competición oficial del Black Nights de Tallin, no es el típico retrato de clase obrera. A pesar de las numerosas menciones a problemas cotidianos, ya sean financieros o de salud, la fantasía domina por completo toda la película. Para Antonis (Makis Papadimitriou) y Christos (Michalis Sarantis), esta fantasía está representada por la voz ronca y la mirada inocente de Laura Durand, una estrella porno de los 90 que desapareció hace años sin dejar rastro, y de la que tan solo se conservan algunas fotos antiguas, recortes de periódico y videos gastados, que mantienen viva su memoria y su innegable atractivo.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Un atractivo que permanece intacto para esta pareja de músicos fracasados, que viven juntos en un apartamento que apenas pueden permitirse, y a los que une su amor por una mujer a la que nunca han conocido. Afortunadamente, hablamos de amor y no de lujuria, ya que es precisamente el tono inocente de la obra lo que permite que la historia navegue por un territorio complejo. A fin de cuentas, se trata de dos hombres que se embarcan en un viaje a través del país después de creer que han sido "convocados" por su ídolo, un concepto que parece sacado de algún manual de Acoso para Dummies. De hecho, también es fácil obviar la peculiar profesión de Laura, ya que tan solo se menciona en un momento de la película, durante una escena que gira en torno a un "problema de fontanería". El tipo de inconveniente que siempre se resuelve en ropa interior gracias a un compañero de piso atractivo que menciona casualmente la ducha.

La película está plagada de referencias a la cultura popular, sin ocultar sus intenciones de convertirse en una cinta de culto. Colgado en la pared podemos ver un póster de Las aventuras de Buckaroo Banzai, y la aparición de un espíritu flotante nos recuerda inevitablemente al inapropiado sueño de Dan Aykroyd en Los cazafantasmas. En general la cinta rebosa energía y dinamismo, llegando incluso a bromear con lo que sucedería si Bill y Ted decidiesen pasar una temporada en Grecia, pero Bavellas nunca llega a dar rienda suelta a la locura. Algunos problemas estructurales hacen que la película resulte más confusa que divertida, ya que ciertos dramas personales apenas llegan a desarrollarse. Aunque el concepto de road movie permite ciertas licencias en lo que se refiere a la coherencia de la historia, cada nuevo encuentro parece sacado de un relato totalmente diferente. Tal vez esta incoherencia sea una forma de enfatizar la diversidad de la obra de Laura Durand, aunque al terminar la película seguimos sin conocer el resultado del célebre problema de fontanería.

In the Strange Pursuit of Laura Durand es una producción de Gina Petropoulou, Lina Yannopoulou, Giorgos Zervas y el propio director para Vox Productions.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Privacy Policy