email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

PELÍCULAS / CRÍTICAS Italia

Crítica: Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas

por 

- Helen Mirren cuenta la historia del símbolo humano del Holocausto a través de su diario, mientras una actriz visita las zonas de deportación, comunicando sus reacciones en redes sociales

Crítica: Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas
Helen Mirren en Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas

89.219 es el número que el joven nieto de Arianna Szörenyi se ha tatuado en el brazo, con el objetivo de conmemorar la identidad y la memoria, así como de continuar un diálogo entre el pasado y el presente, entre las nuevas generaciones y las de principios del siglo XX. Su abuela Arianna, cuyos padres eran de Hungría y Trieste, fue deportada por los nazis cuando tenía tan solo 11 años, y sobrevivió a cuatro campos de concentración distintos, desde Risiera di San Sabba hasta Bergen-Belsen. Ahora es una de las protagonistas de Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas [+lee también:
tráiler
making of
ficha del filme
]
, una película documental dirigida por Sabina Fedeli y Marta Migotto, realizada 90 años después del nacimiento de Anna Frank.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

El concepto de la película se resume en el título. De hecho, Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas sigue dos caminos independientes. Por un lado, vemos a la oscarizada actriz británica Helen Mirren en el refugio de Ámsterdam donde la joven escritora permanecía escondida con su familia para evitar la deportación (un espacio reconstruido con todo lujo de detalles por los escenógrafos del Piccolo Teatro di Milano-Teatro d'Europa). La actriz lee extractos del célebre diario de Anna para contar la breve historia de su vida, desde su infancia en Alemania hasta febrero de 1945, cuando Anna Frank y su hermana Margot murieron juntas en el campo de concentración de Bergen-Belsen, poco antes de que las tropas inglesas liberaran la zona.

Las frases extraídas del diario, que revelan una comprensión aguda y madura de los acontecimientos que se desarrollaban en Europa en ese momento, y el estilo personal de Frank, reconocido desde entonces por su gran valor literario, se complementan con documentos de ese período y con fotos tomadas por su padre Otto, en las que Anna siempre aparece sonriendo. Unas imágenes que se han convertido en el símbolo del Holocausto.

Al mismo tiempo, la joven actriz Martina Gatti asume la tarea de guiar al espectador a través de diversos lugares clave en la vida de Anna, comentándolos a través del lenguaje de las redes sociales. Gatti elabora una especie de diario digital, con el que puede comunicarse con su generación y conectar las tragedias del pasado con el presente, desafiando el racismo, la discriminación y el antisemitismo que todavía existen en la actualidad. De ahí el hashtag que aparece en el título original de la película (#AnneFrank. Vite parallele).

Este relato se entrelaza con las "historias paralelas" de cinco mujeres que sobrevivieron al Holocausto. Niñas y adolescentes como Anna Frank, pero que de alguna manera consiguieron sobrevivir a los campos de concentración: Arianna Szörenyi, Sarah Lichtsztejn-Montard, Helga Weiss y las hermanas Andra y Tatiana Bucci. Sus historias transmiten el horror y la brutalidad que vivieron durante su infancia y juventud robadas. "No pudimos acercarnos al alambre de espino que nos separaba de nuestra madre, porque ese fantasma ya no era ella", explica una de las supervivientes.

Entre las voces que aparecen en el documental también se incluyen las del rabino Michael Berenbaum, historiador y profesor de Estudios Judíos en varias universidades estadounidenses; Marcello Pezzetti, historiador y director del Museo del Holocausto en Roma; la etnopsicóloga francesa Nathalie Zajde; las supervivientes Doris Grozdanovicova y Fanny Hochbaum; la célebre violinista Francesca Dego; el periodista y miembro del Anne Frank Fonds de Basilea Yves Kugelmann; Ronald Leopold, director de la Casa de Ana Frank; Alain Granat, director de la revista en línea Jewpopo, y el fotógrafo Simon Daval.

Descubriendo a Anna Frank. Historias paralelas es una producción de 3D Produzioni y Nexo Digital junto con Rai Cinema, en colaboración con el Anne Frank Fonds de Basilea y el Piccolo Teatro di Milano-Teatro d’Europa. Nexo se encarga de las ventas internacionales. La cinta se estrenará en cines italianos los días 11, 12 y 13 de noviembre, y tiene previsto su estreno en más de 60 países: empezando por Nueva Zelanda el día 21 de noviembre, seguido por Reino Unido en enero, Estados Unidos el 3 de marzo, Israel en abril y España en el mes de mayo. Numerosos países europeos tienen previsto estrenar la película el 27 de enero, Día Internacional de Conmemoración en memoria de las víctimas del Holocausto.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del italiano)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Privacy Policy