email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

CANNES 2022 Competición

Mario Martone • Director de Nostalgia

"Nuestro pasado es un laberinto"

por 

- CANNES 2022: El director napolitano se fija en su ciudad natal en su nueva cinta, a través de otro hombre que intenta enfrentarse a su pasado, dándose cuenta de que nunca dejó de estar presente

Mario Martone  • Director de Nostalgia

Felice (Pierfrancesco Favino) regresa finalmente a casa, a Nápoles. Hace décadas que no ha estado allí. Su madre ha envejecido, y su acento ha cambiado. Ahora vive felizmente en El Cairo, pero el pasado (así como su amigo de infancia, que se ha convertido en un mafioso) vuelven a atraparlo. En Nostalgia [+lee también:
crítica
tráiler
entrevista: Mario Martone
ficha de la película
]
, de Mario Martone, presentada en la competición oficial de Cannes, todo cambia, excepto Nápoles.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Cineuropa: Esta historia me sorprendió un poco. Cuando la gente habla sobre la nostalgia, habitualmente tiene una connotación positiva, a veces incluso demasiado positiva. Tú te centras en su lado más oscuro.
Mario Martone: Nuestro pasado, o el pasado de cualquiera, no es una línea recta. Se desvía en todas las direcciones, suceden muchas cosas. Es un laberinto en el que has tenido encuentros buenos y malos, donde has dicho algunas cosas que no deberías haber dicho. ¿O tal vez has tomado el camino correcto, uno que te ha llevado muy lejos? En realidad no importa. Si buscas en tu interior y descubres que todo está entrelazado, tal vez significa que has logrado dejar atrás el pasado e ir más allá. Pero sigue habiendo unas voces que te llaman de vez en cuando. Intentas volver a entrar en este laberinto, pero este intento de comprender quién eres y dónde empezó todo puede ser peligroso.

Esta idea de “regresar a las raíces” puede traer cosas buenas, pero también puede ser nefasta. ¿Era eso lo que querías mostrar?
Todos hemos hecho cosas de las que ahora nos avergonzamos, hemos hecho daño a alguien y hemos cometido errores. A veces, intentamos no pensar demasiado en ello, convencidos de que todo se puede olvidar. Pero no es así. Has tomado ese camino una vez. Esto es lo que le pasa a Felice: vuelve a Nápoles porque quiere ver a su madre. ¡No la ha visto en 40 años! Se marchó cuando ella era casi una niña, y regresa para encontrar a una anciana frágil. Sin embargo, tenía que verla. Su esposa le insistía en que lo hiciera. Si la hubiera encontrado en su apartamento de siempre, probablemente se habría quedado por un tiempo, limpiando su conciencia para luego regresar a Egipto.

Pero no ocurre de esta forma.
No, porque su madre ya no está allí. Está abajo, en el piso donde la metió Oreste [su amigo de la infancia]. De esta forma, la presencia de Oreste se hace notar desde el principio. Este es el último empujón, la gota que colma el vaso, todo lo que necesitaba Felice para volver a entrar en el laberinto. Así que lo hace, y se pierde en su interior

La escena con su madre [interpretada por Aurora Quattrocchi], cuando decide bañarla, es conmovedora y aterradora al mismo tiempo. Ella parece muy expuesta.
Esa escena ya estaba en la novela [escrita por Ermanno Rea]. En realidad, diría que fue una de las razones por las que quería hacer esta película. Sentí su fuerza de inmediato. Sin embargo, fue difícil decidir cómo rodarla, y finalmente opté por un enfoque radical. Encontré este lugar, que a veces parece una carnicería, ya que hay una especie de luz implacable que lo muestra todo. Quería mostrar sus manos, su cuerpo. Me dejé guiar por los recuerdos, por los sentimientos, por el recuerdo de mi propia madre.

Es un momento importante porque así permites que la gente empatice un poco con él. Felice es muy difícil de leer. Esa idea de alguien que se encuentra a medio camino entre dos lugares, alguien que es de un lugar, pero realmente ya no… ¿Por qué te atraía?
Pierfrancesco es un actor capaz de trabajar con el lenguaje. Fue impresionante ver lo que hizo. Es una “bestia” en ese sentido; no conozco a ningún otro actor capaz de modificar su acento de esa manera. Estudió el idioma árabe, luego aprendió algo del árabe egipcio, y el napolitano que habla en la película refleja todo eso.

Aunque, por supuesto, esa no era la única razón por la que lo quería en la película. Su sensibilidad fue fundamental para dar vida a este personaje. Necesitaba a alguien que realmente fuera capaz de tocar a su madre anciana de esta forma y cuidarla. Él tiene esa capacidad. Podríamos decir que todavía es un actor relativamente nuevo en la escena italiana, que solía mostrar predilección por los intérpretes que se definían fácilmente dentro de la masculinidad. Él es diferente, es un hombre moderno. Quería que Felice también fuera alguien de nuestro tiempo. Alguien que tiene una relación hermosa con su esposa, a pesar de que ella es musulmana y hay muchos prejuicios al respecto. Quería mostrar a una pareja enamorada. Así que sí, se trata de un hombre moderno que vuelve a sus raíces antiguas y violentas.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Lee también

Privacy Policy